El cáncer de cérvix ya tiene un medicamento aprobado por Sanidad

0
267
Fuente imagen: Health Information

La lucha contra el cáncer de cérvix parece llegar a un punto cúlmine después de la aprobación de un medicamento biológico que tratará esta peligrosa enfermedad.

El Ministerio de Sanidad ha dado luz verde a la financiación con dinero público del uso de bevacizumab, un medicamento producido por la empresa Roche y que puede tratar el cáncer de cérvix que está avanzado o que es recurrente. De esta forma, nos encontramos ante el primer medicamento aprobado que lucha contra este tipo de tumores.

El bevacizumab es el medicamento de Roche que puede ayudar a tratar este cáncer

Sin embargo, no se trata de un medicamento nuevo puesto que ya se usa para otros cánceres ubicados en zonas como las mamas, los ovarios o el pulmón pero, ahora, también podrá usarse en el caso del cáncer de cérvix ya que se ha comprobado que reduce el riesgo de muerte de un modo bastante significativo.

Este medicamento deberá combinarse con la quimioterapia para que pueda tener el efecto esperado. El cáncer de cérvix es uno de los más raros dentro de la medicina actual y, por este motivo, es uno de los más peligrosos. La falta de investigación médica y de la destinación de los recursos hace que, muchos pacientes, puedan tener un desenlace fatal si no se trata adecuadamente. Ahora, con la aparición de este fármaco se espera poder controlar de forma más completa a estos pacientes

Se trata del tumor que causa más muertes femeninas entre la población de los 15 a los 45 años y, pese a que se trate, muchas de estas mujeres terminaban recayendo en esta enfermedad por la falta de aparición de nuevos tratamientos o investigaciones al respecto. De hecho, una media del 65% de las mujeres vuelven a recaer en este cáncer.

El tratamiento que siempre se sigue para poder eliminar el cáncer de cérvix ha sido la quimioterapia y la radioterapia pero la mediana de supervivencia no llegaba a un año. Pero ahora, con el hallazgo de este medicamento, se ha podido aumentar la media de supervivencia y ofrecer unos resultados más esperanzadores para la lucha contra el cáncer.

Dejar respuesta