Vete de vacaciones sin gastar mucho dinero

0
153

Llegan las vacaciones y con ellas una gran preocupación, ¿cuánto dinero te vas a gastar en ellas? En realidad, uno puede irse de viaje sin la necesidad de gastar mucho dinero. ¿Quieres saber cómo ahorrar con en tus vacaciones? Sigue estos consejos y lo conseguirás:

Vete de vacaciones sin gastar mucho dinero

  • Ten en cuenta los días gratuitos: Museos, monumentos, catedrales… son muchos los monumentos históricos que una persona puede visitar. Y no en todos se paga siempre. Muchos cuentan con días en los que la entrada es gratuita, por lo que antes de ir a tu destino infórmate de en qué momento es gratis y así ahorrarás mucho dinero en tu visita cultural.
  • Hablar con la gente te permitirá obtener información: No solo te fíes de los consejos del recepcionista del hotel. Si quieres descubrir lugares donde comer barato o que puedas ir a ver sin gastar mucho, es mejor hablar con los lugareños. Ellos sabrán aconsejarte mucho mejor.
  • No quieras ver tanto en poco tiempo pudiendo ver menos en más tiempo: Se suele decir que quien mucho abarca poco aprieta, y es algo que suele pasar en las vacaciones. Está claro que si vas a una ciudad, quieres ver todo lo que está te puede ofrecer, pero, ¿por qué querer verlo todo rápido y sin disfrutarlo? Lo mejor es que veas unas pocas cosas durante el viaje y vuelvas otro año para ver el resto, así ahorrarás dinero y el tiempo que uses en estar en esos lugares lo habrás disfrutado más.
  • Usar cupones siempre es una opción: ¿Sabes que hay muchas Groupon o Letsbonus que dan bonos para que te salga más barato ir a algunos sitios? Cupones que te abaratan los costes de comida, de entrar en museos o de ir a un parque de atracciones. Son el gran aliado de los viajeros que cuentan con un presupuesto bajo.
  • ¿Por qué no alquilar un apartamento?: Si viajas en familia, igual tiene que pagar dos o tres habitaciones de hotel. Así que, ¿no es mejor aprovechar la oportunidad de un alquiler vacacional apartamentos? Contaréis con un apartamento privado para vosotros solos, en el que podréis ahorrar mucho dinero cocinando vosotros mismos la comida y contando con todas las comodidades de un hogar, así que os sentiréis como en casa.
  • Caminar y el transporte público son tus mejores aliados: Nada de taxis ni de alquilar un vehículo. Si quieres impregnarte del espíritu de la ciudad tienes que caminar mucho, y si tu destino está alejado lo mejor que puedes hacer es coger el transporte público. Algunas ciudades ofrecen tarjetas especiales para turistas que se pueden cargar con muy poco dinero.
  • Vale más la pena comer lejos: Las principales calles turísticas cuentan con precios muy elevados. Por eso mejor alejarte de ellas y buscar otros sitios donde comer, porque sus precios serán mucho más bajos.
  • Cambia dinero en el lugar adecuado: Si vas a viajar al extranjero tienes que salir de tu ciudad con el dinero ya cambiado. Lo mejor es cambiarlo en aduanas o en el aeropuerto donde vayas a tomar el avión, porque el cambio es más favorable al turista que si lo hicieras en el país al que vas a viajar.